Save pagePDF pageEmail pagePrint page

Las instalaciones de la nueva planta de compostaje de Sort ya se encuentran a pleno rendimiento y el primer compost 100% elaborado en la comarca del Pallars Sobirà (Lleida) está a punto para ser utilizado en las hogares, campos, huertos y jardines de la comarca.

La planta de compostaje de Sort ya está produciendo compostLa planta de compostaje de Sort, construida integrada en las instalaciones del punto limpio y planta de transferencia, se inauguró el pasado mes de julio. Ahora, la planta ya está a pleno rendimiento y produciendo su primer compost a partir de los residuos orgánicos recogidos selectivamente en la comarca del Pallars Sobirà. Con este motivo, se ha organizado para mañana sábado una jornada de puertas abiertas, con el objetivo de dar a conocer el funcionamiento de la instalación.

Desde el pasado mes de marzo, funciona en los núcleos de fondo de valle de la comarca la recogida selectiva de residuos Puerta a Puerta. A las habituales fracciones que se reciclaban previamente mediante contenedores en la calle, se añadió la materia orgánica. La puesta en marcha de este servicio era un requisito necesario para asegurar la buena selección en origen que permite, junto con el uso de bolsas y fundas compostables, que a la planta de compostaje lleguen residuos orgánicos de calidad (con un máximo de 2% de impropios).

Unos meses más tarde, la buena selección efectuada en los hogares de la comarca permite a la planta de compostaje, con capacidad para gestionar hasta 750 toneladas de fracción orgánica al año, elaborar un compost de alta calidad que podrá ser usado en los campos, huertos, jardines o balcones del Pallars Sobirà, completando así el ciclo de la materia.

Implicación ciudadana

El Puerta a Puerta requiere de la necesaria implicación de los habitantes de la comarca, que se han visto obligados a variar sus hábitos en cuanto a la gestión de residuos. Estos deben separarse ahora en cinco fracciones: vidrio, envases, papel y cartón, orgánico y resto; y sacarlos en unos cubos específicos a la puerta de su casa en el horario y calendario establecidos.

Con el Puerta a Puerta se ha podido reducir la cantidad de resto generado que acababa en el vertedero de Fígols de Tremp, minimizando la dependencia de esta instalación y disminuyendo también el impacto ambiental.

Este modelo de recogida selectiva ha sido un éxito tanto a nivel cuantitativo como cualitativo. Si en 2013, la recogida selectiva en el Pallars Sobirà suponía un 32% para el total de la comarca, en la actualidad, gracias al nuevo sistema, se eleva hasta más del 80% en las zonas Puerta a Puerta, sumando los resultados de la recogida Puerta a Puerta y los residuos llevados directamente al Punto Limpio.

La construcción de la planta de compostaje se enmarca dentro del proyecto europeo SCOW, cuyo objetivo es fomentar la recogida selectiva y el tratamiento de la materia orgánica de los residuos municipales a bajo coste y alta calidad en zonas turísticas y rurales. Este proyecto está financiado por el programa ENPI CBC MED, que lidera la Agencia de Ecología Urbana de Barcelona; y ha contado con el apoyo del Consell Comarcal del Pallars Sobirà y de la Agencia de Residuos de Catalunya, que también ha financiado las acciones complementarias de la planta.

Foto portada:
wisemandarine (cc)

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *