La asociación de proveedores de tecnologías para la valorización energética de residuos reclama que se revise la contribución de esta actividad a los objetivos climáticos y de economía circular.

Planta de valorización energética de residuos

Tras la publicación del primer Acto Delegado de la CE sobre actividades sostenibles, la asociación europea ESWET, que representa a los proveedores de tecnología de valorización energética de residuos, ha valorado la inclusión de la digestión anaeróbica en dicho documento, dado el papel que desempeña esta tecnología de conversión de residuos en energía en la reducción de los vertederos y de las emisiones de metano asociadas.

Sin embargo, para esta organización, el Acto Delegado «no refleja un enfoque global» para la gestión de residuos, al dejar fuera la incineración. «Aunque la prevención, la reutilización y el reciclaje de los residuos deben seguir siendo la prioridad de cualquier política, las tecnologías como la valorización energética de residuos necesitan apoyo por el servicio que prestan en la gestión segura de los residuos no reciclables», asegura la entidad en un comunicado.

Patrick Clerens, secretario general de la ESWET, cree que, «tras la petición realizada en marzo de 2020 por el Grupo de Expertos Técnicos en Financiación Sostenible (TEG), la Plataforma de Financiación Sostenible debería haber considerado el papel de la conversión de residuos en energía en la Taxonomía».

Esta posición ha sido secundado por otras asociaciones sectoriales, como la de gestores europeos de residuos FEAD, que han pedido que se considere la contribución de la valorización energética a los objetivos climáticos y de economía circular. Esta cuestión también ha sido respaldada por un análisis jurídico de PWC sobre la conversión de residuos en energía en la Taxonomía.

Para ESWET, la Taxonomía de actividades sostenibles «sigue pasando por alto el impacto medioambiental de los residuos no reciclables, cuando muchos Estados miembros de la UE depositan en vertederos más del 40% de sus residuos, y la generación de residuos está aumentando en Europa por tercer año consecutivo».

Por ello, ha pedido a la Comisión Europea que permita «un debate abierto y tecnológicamente neutro sobre la valorización energética de residuos en el contexto de su trabajo sobre el segundo acto delegado, con el fin de evaluar en qué condiciones la conversión de residuos en energía puede contribuir a la economía circular y a la prevención de la contaminación».

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *