Save pagePDF pageEmail pagePrint page

Con el objetivo de reducir su consumo, la Agència de Residus de Catalunya ha firmado un acuerdo con el pequeño, mediano y gran comercio por el que, a partir de enero de 2016, los clientes deberán pagar por las bolsas de plástico de un solo uso.

Acuerdo entre la ARC y el sector comercial catalán para cobrar por las bolsas de plástico de un solo uso
A partir de enero de 2016, los consumidores catalanes deberán pagar por las bolsas de un solo uso. Foto: Polycart (cc)

Tras la reciente aprobación de la Directiva europea que pretende reducir drásticamente el consumo de bolsas de plástico, la Agència de Residus de Catalunya (ARC) ha dado un paso al frente y ha firmado un acuerdo con el sector comercial por el que los establecimientos cobrarán a los clientes las bolsas de plástico de un solo uso a partir de enero de 2016. Catalunya se adelanta así a la decisión europea de prohibir la entrega gratuita de bolsas de plástico ligeras antes de 2018.

A partir de ahora, comienza un periodo de adaptación –mientras se introduce el acuerdo en la normativa– durante el cual se animará a los consumidores a utilizar alternativas para transportar los productos que compren, como cestas, bolsas retutilizables como las de rafia o carros de la compra. No obstante, en los últimos años la ciudadanía ya había empezado a incorporar estas prácticas en su vida diaria.

Este acuerdo se enmarca en el denominado “Pacto por la Bolsa”, firmado en 2009 entre el Gobierno de la Generalitat y todas las organizaciones de la distribución y fabricación con presencia tanto en Catalunya como en el resto del Estado. Dicho pacto estableció por primera vez un marco de colaboración para reducir un 50% las bolsas de un solo uso de asas en 2012. Este objetivo se alcanzó con éxito, y de 327 bolsas anuales por habitante se pasó a 156.

El Programa de Prevención y Gestión de Residuos y Recursos de Catalunya 2013-2020 (PRECAT20) incluye entre sus objetivos la reducción del consumo de bolsas, con una diferenciación entre sectores comerciales. En concreto, reducir para el año 2016 –respecto a los niveles de 2007– las bolsas de plástico con asas de un solo uso y no compostables en un 90% en el comercio de gran distribución, y en un 50% en el ámbito del comercio urbano. Además, se pretende reducir, para el año 2020, el 90% de este tipo de bolsas en todos los sectores comerciales.

Estas bolsas, además de consumir recursos en la fase de producción, conllevan otros impactos sobre el medio ambiente. Al ser tan ligeras, son fácilmente transportables por el viento y pueden llegar a ser consumidas por animales u obstruir tuberías y conductos.

También pueden llegar al mar, con graves consecuencias para los ecosistemas marinos. Se calcula que en los fondos del Mar Mediterráneo hay unos 250.000 millones de pequeños trozos de plástico y 500 toneladas adicionales de residuos plásticos flotando en la superficie.

Los comerciantes “son conscientes de que la bolsa es un producto y se debe pagar por el”, dijo el director de la ARC, josep Maria Tost, tras la firma de un acuerdo que “permitirá que Catalunya vuelva a ser pionera en materia ambiental”.

One Response to “Catalunya prohibe la entrega gratuita de bolsas de plástico en los comercios”

  1. JOSE MONTILLA, Responder

    En las últimas CINCO décadas, las bolsas de PLASTICO han contribuido de manera importante en el bienestar de la gran mayoría de las personas por diferentes razones de las cuales expondremos solo las principales, en un marco de objetividad sustentable en el más amplio sentido del término. Lo anterior con el propósito de ubicar en su justa dimensión el valor social que las BOLSAS de PLASTICO han venido significando en el pasado reciente, y que tal valor aún continúa vigente.

    a) Las bolsas de plástico, aparecen justamente para sustituir a las bolsas de papel, en la gran mayoría de aplicaciones, a un costo mucho menor, con mejores propiedades de contención, higiene y durabilidad.- Además, con un impacto ambiental mucho menor en todo su ciclo de vida (desde el origen de las materias primas, transformación y distribución).

    b) Las bolsas plásticas, entre otras características aportan una parte importante en la vida de las estanterías de muchos productos alimenticios, permitiendo menores mermas, contribuyendo de manera directa en hacer más sustentable la producción de alimentos. (Menos desperdicio de alimentos, es igual a menos desperdicio de mano de obra en la siembra y en la cosecha, menor consumo de combustibles / diesel de tractores y transportes, etc.) Este concepto nos lleva directo a que al haber menores desperdicios diversos, automáticamente resulta en menores costos, y como consecuencia de esto mismo, hacer más a BARATOS los precios o muchos de nuestros alimentos.

    c) Las bolsas plásticas, ocupan en promedio el 1% en los VERTEDORES de basura. Si fueran de papel, ocuparían el 8% además generando gas metano que es mucho más tóxico que el CO2.

    d) Las bolsas de PLASTICO, de tipo «camiseta» son MUY PRACTICAS, resistentes y BARATAS, y sirven tanto para ENVASar Y trasnportar lo comprado o VENDIDO por el comerciante, sirven también para conseguir con éllas la PUBLICIDAD más baratas que se pueda encontrar.- Además son REUTILIZABLES, sobre todo cuanto son de galga fuerte.- Cuanto más galga (espesor) más reutilizables.– Y además, se reusan en más del 90% de los casos, para depositar los residuos sólidos domésticos, cumpliendo una triple función de valor social importante.

    e) Las bolsas de plastico, valen mucho más de lo que cuestan.- Si consideramos que son un envase de bajo costo; son reutilizables, reutilizables, sostenibles, son higiénicas; son funcionales; son reciclables; son reusables; no son tóxicas y tampoco son contaminantes por sí mismas.
    Lo único que hay que hacer es, depsitarlas en el contenedor amarillo al final de su vida útil. Como cualquier otro producto.

    Ahora con las normativa de la UNION EUROPEA lo único que se vá a conseguir es lo que todo el mundo ya sabe: Que el consumidor es el que tendrá que PAGARLAS… y se encarecerá la cesta de la compra. El comerciante VA a GANAR dinero, porque las bolsas que le cuestan a 0,3 cms. de euro las vá a revender a 6 cms. de euro, se ván a gastar igual, porque el genero comprado se tiene que envasar en «algo» y lo más práctico y barato son las bolsas de plástico. Si todo el mundo gastará bolas de PAPEL, se deforestaría el planeta.- Si se gastarán más las bolsas derivadas de la fécula de la patata o del maiz, se encarecerían productos alimenticios básicos.-
    En resumen: una MEDIDA ABSURDA… que vá a pagar pocaROPA, como siempre.
    Lo que hay que hacer es reducir su consumo, REUTILIZARLAS y RECICLARLAS, y cuanto más galga (espesor) tenga la bolsa MEJOR… para conseguir todos esos objetivos. Todo lo demás son MENTIRAS y DEMAGOGIA !.–

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *