Save pagePDF pageEmail pagePrint page

La posibilidad de que una de las incineradoras se ubique en las instalaciones del actual vertedero de la localidad de Colmenar Viejo ha provocado la reacción en contra de varios grupos políticos municipales, asociaciones y organizaciones vecinales.

El borrador del Documento preliminar para la definición de la estrategia de gestión sostenible de los residuos de la Comunidad de Madrid (2017-2024) de la Consejería del Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid recoge la construcción de dos nuevas incineradoras y el mantenimiento de la de Valdemingómez.

La Consejería del Medio Ambiente, Administración Local y Ordenación del Territorio ha distribuido un documento, al que ha tenido acceso la Agencia EFE, entre autoridades locales, regionales y varios actores sociales para su estudio de forma preliminar.

Ante el requerimiento de EFE, fuentes de la Consejería han declinado hacer cualquier valoración al tratarse “de un borrador en discusión” sobre las líneas bases y argumentos que fueron “presentadas en unas jornadas”.

El documento incluye el detalle de la gestión de cada tipo de residuo: domésticos, comerciales, industriales, de construcción y demolición, aparatos eléctricos y electrónicos, vehículos al final de su vida útil, neumáticos, residuos de policlorobifenilos (PCB) y policloroterfenilos (PCT), lodos de depuración de aguas residuales y suelos contaminados.

Según el texto de 186 páginas, se busca promover sobre todo la “economía circular”, es decir, la reutilización y reciclaje de todos las materias que se utilizan en la industria y producción nacional.

Crecimiento económico

Además, según el texto, en el marco de la Estrategia 2020, la Hoja de ruta de la Unión Europea contempla un uso más eficiente de los recursos y por ello propone “una transformación radical en diferentes ámbitos de la producción y el consumo”, con el objetivo de estimular el crecimiento económico necesario para proporcionar empleo y bienestar a los ciudadanos y garantizar que la calidad de ese crecimiento redunde en un futuro sostenible.

En la línea de esa transformación, la Hoja de ruta diseña un marco estratégico que establece las condiciones para promover, entre otras cuestiones, el incremento de la reutilización, el reciclado y la sustitución de materiales, así como para el ahorro de recursos.

Nuevas incineradoras

El plan propone además la construcción de dos nuevas incineradoras en la Comunidad, y el mantenimiento de la ya existente de Valdemingómez (sureste), gestionada por el Ayuntamiento de Madrid.

La posibilidad de que una de las mismas se ubique en las instalaciones del actual vertedero de la localidad de Colmenar Viejo ha levantado las alarmas entre los vecinos, que verían agravada la calidad del aire, ha informado en su página web el partido Ganemos Colmenar.

Ganemos Colmenar, formado por Izquierda Unida, Equo y Podemos, convocó hace unos días una reunión informativa para tratar sobre los riesgos para la salud provocada tanto por el vertedero como por la posible instalación de una incineradora en esos terrenos.

El concejal de esa agrupación y miembro de la plataforma que se ha constituido para la lucha contra el nuevo plan, Mariano Martín, en declaraciones a Efe, ha dicho que el mismo está en fase previa, y se “nos ha pedido sugerencias”.

Clausura del vertedero

Ha sostenido que “hay consenso entre todas las agrupaciones políticas del Ayuntamiento y de las organizaciones sociales y vecinales para reclamar la clausura del vertedero” y la oposición a la posible instalación de una incineradora “que tiene todos los visos que nos quieren imponer”.

“Apostamos por un modelo de gestión descentralizada, los residuos deben gestionarse de forma local ya que la producción de basura es una fuente de materia prima a la que hay que darle valor”, explica.

Martín propone la instalación de un quinto contenedor para el “aprovechamiento de los residuos orgánicos” y“fomentar el reciclaje, la preselección y selección” más adecuada y rigurosa.

El vertedero de Colmenar Viejo está ubicado a dos kilómetros de distancia de las primeras casas, a tres y medio del centro del pueblo, y a unos tres kilómetros y medio de las nuevas urbanizaciones de Tres Cantos y ha sufrido ya cuatro ampliaciones.

Fuente:
Efeverde

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *