Save pagePDF pageEmail pagePrint page

 

Aunque estos datos están aún lejos del objetivo europeo del 50% en 2020, la viceconsejera de Medio Ambiente destaca el incremento experimentado en la recogida selectiva de residuos, y especialmente de envases y materia orgánica.

El reciclaje de residuos urbanos en Asturias alcanza el 32,5%
El reciclaje de envases en Asturias superó el 50%, según datos del Gobierno del Principado. Foto: Cogersa

Los residuos municipales recogidos en el Consorcio para la Gestión de Residuos Sólidos de Asturias (Cogersa) crecieron casi el 1,5% en 2019 y alcanzaron las 516.479 toneladas, de las que el 24,74% fueron objeto de tratamiento para su recuperación. A esta cifra hay que añadir las recogidas selectivas llevadas a cabo por gestores distintos a la entidad y el resultado del compostaje doméstico, actividad cada vez más extendida, que elevan hasta el 32,5% los desechos domésticos y comerciales reciclados en Asturias.

La viceconsejera de Medio Ambiente y Cambio Climático, Nieves Roqueñí, ofreció la semana pasada una rueda de prensa junto con el gerente de Cogersa, Santiago Fernández, para presentar los datos de la recogida selectiva y de los residuos tratados por el consorcio el pasado año.

En total, Cogersa recibió 895.108 toneladas de residuos, que incluyen los desechos municipales y comerciales, los de construcción y demolición, los lodos de estaciones depuradoras y los residuos industriales no peligrosos. El 40% de los que pasaron por sus instalaciones fue sometido a algún tratamiento de reciclado. En el apartado de envases, el porcentaje superó el 50%.

Este aumento en la tasa de reciclaje se debe a que en 2019 la recogida selectiva creció por encima del 13% en envases y del 6% en las fracciones de papel y cartón y de vidrio.

Recogida y compostaje de materia orgánica

Tanto Roqueñí como Fernández valoraron el importante aumento del compostaje doméstico, actividad en la que se encuentran inscritas 12.443 familias del Principado. Se estima que cada compostadora procesa unos 300 kilos de residuos anuales.

Este incremento sostenido del reciclaje tendrá un fuerte impulso en 2020 debido, sobre todo, a la puesta en marcha y ampliación de la recogida selectiva de materia orgánica en las grandes ciudades, que creció un 228%.

Esta mejoría se verá reforzada también por la entrada en servicio de la nueva planta de reciclaje de Cogersa, prevista para 2023, en la que se invertirán 48 millones.

Como en años anteriores, el consorcio ha puesto en marcha la campaña de colaboración con los ayuntamientos asturianos para potenciar la recogida selectiva de residuos orgánicos, a la que destinará un millón de euros. También llevará a cabo diversas iniciativas de educación y divulgación medioambiental con una partida presupuestaria que ronda también el millón de euros.

Este año, además, está previsto el inicio de las tramitaciones administrativas y obras de los nuevos puntos limpios de Nava, Gozón y Valdés, que contribuirán a incrementar la recogida selectiva de residuos.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *