Save pagePDF pageEmail pagePrint page

La OCU analiza la comunicación on line sobre la gestión de los residuos municipales de 35 ayuntamientos españoles. El estudio revela grandes carencias generalizadas respecto a la información que se da a la ciudadanía en esta materia.

Los ciudadanos recogen y separan los residuos que generan…, pero no siempre saben lo que pasa con ellos. Esta información es importante, porque si ignoramos dónde y cómo son tratados estos residuos, cualquier incidencia levanta sospechas sobre todo el sistema. Por este motivo, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha revisado la información que a través de sus webs municipales ofrecen 35 ciudades de España sobre la recogida y la gestión de los residuos.

El estudio se ha centrado en la gestión de dos residuos concretos y muy comunes, las pilas y el papel. Los datos, a la vista de los resultados, no son muy alentadores, y desde luego no dejan en buen lugar a los responsables municipales. De las 35 ciudades analizadas, solo Albacete aprueba en todos los apartados del estudio. Granada y León también salen bien paradas en general. En el extremo opuesto, Elche, Badajoz, Santiago de Compostela, Jaén o Marbella cierran la lista de los municipios donde menos –y peor– se informa acerca de la gestión de residuos.

Una buena web municipal sobre residuos debería ser fácilmente accesible, comprensible y amena, y ofrecer información suficiente y actualizada

Según el informe de la OCU, una buena web municipal sobre residuos debería ser fácilmente accesible, comprensible y amena. Además, se debe ofrecer información suficiente y actualizada.

Por otro lado, el estudio destaca algunos aspectos clave que deberían estar siempre presentes en los canales de información on line de los ayuntamientos en materia de gestión de residuos, a saber: información sobre recogida, información sobre tratamiento, datos, normativa e información de contacto.

Respecto a la recogida, los ciudadanos deberían disponer siempre de la siguiente información:

  • La ubicación más próxima a la que poder llevar un residuo.
  • Identificar el contenedor o enclave donde depositarlo.
  • Es aconsejable saber cómo hay que realizar la entrega o el depósito del residuo. Por ejemplo, si hablamos de papel, conviene saber si se debe plegar o si se introduce sin bolsa en el contenedor…
  • Explicar el funcionamiento de los servicios especiales.
  • Detallar el calendario y el horario de recogidas.
  • Informar de cualquier cambio.

En cuanto al tratamiento, se trata de dar a conocer de forma clara y precisa todo el proceso por el que pasa el residuo desde que este se deposita en los contenedores de recogida selectiva. Esta transparencia respecto al ciclo del reciclaje es la mejor manera de evitar suspicacias sobre el funcionamiento del sistema.

Es importante proporcionar datos actualizados que reflejen en qué se traduce el esfuerzo de la separación que realizan los ciudadanos, como la cantidad de residuos recogidos, materiales, tipo de recogida…

La OCU también destaca la importancia de proporcionar datos que reflejen en qué se traduce el esfuerzo de la selección y gestión de residuos. Así,estas páginas web deberían informar sobre la cantidad de residuos recogidos, preferiblemente desglosados por materiales y por tipo de recogida. Además, estos datos deben estar actualizados e incluir referencias a años anteriores, medias, etc. por último, también estaría bien informar sobre los beneficios del reciclaje, pero basándose en estudios serios y adaptados a la realidad del municipio.

En lo que respecta a la normativa, conviene recoger la ordenanza municipal sobre residuos. En ella se recogen aspectos útiles para el ciudadano, como sus derechos, sus obligaciones, cómo reclamar o qué infracciones acarrea un comportamiento incívico.

Es recomendable además que se complete esta información con otras normas de mayor rango (legislación nacional, directivas europeas…).

Por último, resulta indispensable indicar al menos una vía de contacto (correo electrónico, teléfono, fax o una dirección postal…) de forma suficientemente visible. Además, es conveniente incluir enlaces a las empresas relacionadas con la gestión de residuos en el municipio, así como a los sistemas integrados de gestión (SIG) con los que tienen convenios.

Además, la OCU aconseja completar este apartado con enlaces a otras páginas de interés, como las de empresas relacionadas con los residuos en el entorno, iniciativas enfocadas a sensibilización o prevención de residuos o sitios útiles para ampliar las fuentes de información.

A continuación reproducimos el listado de los 35 municipios analizados en el estudio y los resultados obtenidos en cada categoría.

Listado de los 35 municipios cuya información on line sobre residuos ha analizado la OCU

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *