Así lo recoge un nuevo informe de RREUSE, organización que integra a numerosas empresas de la economía social y circular de toda Europa.

La reutilización tiene un enorme potencial de generación de empleo

Un nuevo informe de RREUSE destaca las oportunidades de creación de empleo en el sector de la reutilización. Basado en la experiencia de primera mano y en los conocimientos aportados por la amplia red de organizaciones adheridas a RREUSE, el estudio muestra que las empresas sociales activas en una diversa gama de actividades orientadas a la reutilización crean de media 70 puestos de trabajo por cada 1.000 toneladas de material recogido.

En cuanto a las actividades centradas en la reutilización de productos específicos, como los textiles y los aparatos eléctricos, que serán objeto de los próximos planes de acción de la UE, se crean hasta 35 y 140 puestos de trabajo por cada 1.000 toneladas recogidas, respectivamente.

Según Michal Len, director de RREUSE, «estas cifras arrojan luz sobre el carácter intensivo en mano de obra de las actividades de reutilización. Al frenar el uso de recursos al tiempo que ofrecen oportunidades de empleo local e inclusivo, las empresas sociales contribuyen a una economía resiliente con bajas emisiones de carbono, esencial para una transición justa y ecológica».

Este informe es relativamente inédito, ya que la investigación y las cifras disponibles públicamente sobre las oportunidades de empleo en el ámbito de la reutilización siguen siendo escasas. Cada vez es más necesaria una recopilación de datos exhaustiva y completa para mejorar la comprensión de las repercusiones socioeconómicas de la reutilización, así como para aplicar los objetivos en el ámbito de la economía circular y supervisar el progreso hacia ellos.

Como destacó Michal Len, «si la UE se toma en serio la idea de situar la reutilización en el centro de sus ambiciones circulares y la respalda con objetivos cuantitativos, debe haber una escala adecuada de inversión y apoyo a la investigación sobre el potencial de empleo, las competencias y el valor social creado por el sector».

Con esta contribución, RREUSE espera proporcionar una valiosa visión en el campo de la reutilización e inspirar a los responsables políticos europeos que trabajan hacia una recuperación inclusiva y rica en empleo vinculada a la aplicación del Plan de Acción de la Economía Circular y el próximo Plan de Acción para la Economía Social.

Como punto de partida, RREUSE ha establecido una lista no exhaustiva de recomendaciones para apoyar la creación de empleo en la economía circular, especialmente en el sector de la reutilización:

  • Proporcionar una mayor inversión pública en datos e investigación sobre la contribución de la economía circular a la creación de empleo, el impacto social, la evaluación de la escasez de competencias y las tendencias en el empleo.
  • Formalizar e integrar los programas de desarrollo de competencias circulares a nivel nacional.
  • Garantizar que los mecanismos de financiación de la UE, como el FSE+, contribuyan a aumentar el desarrollo de empleos inclusivos, las competencias y los modelos empresariales circulares innovadores.
  • Apoyar una mayor orientación y liderazgo en la adopción de cláusulas verdes y sociales en la contratación pública.
  • Garantizar que los regímenes fiscales favorezcan los servicios intensivos en mano de obra que contribuyen a la economía circular (por ejemplo, IVA reducido o nulo sobre los costes laborales asociados a la reutilización y reparación y a la venta de bienes de segunda mano).
  • Garantizar que el sector de la reutilización sea fomentado y respaldado por objetivos ambiciosos de prevención de residuos, reutilización y preparación para la reutilización en las leyes de residuos nacionales y de la UE, con el fin de apoyar tanto las consideraciones medioambientales como las sociales.
  • Mejorar la calidad de los bienes que entran en el mercado de la UE mediante requisitos de reparabilidad y durabilidad.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *