La localidad de Alcázar de San Juan acoge una prueba piloto con un contenedor inteligente que premia económicamente a quienes depositan el aceite de cocina usado.

La Mancomunidad de Servicios Comsermancha, formada por 21 municipios de las provincias de Ciudad Real, Cuenca y Toledo, ha puesto en marcha en la localidad de Alcázar de San Juan (Ciudad Real) un proyecto piloto de servicio de recogida de aceite vegetal usado con incentivo económico, a través de contenedores inteligentes.

Pedro Ángel Jiménez, presidente de la Mancomunidad, afirmó durante la presentación de la iniciativa que: “el proceso de reciclado es tan sencillo como depositar el aceite usado en una botella de plástico transparente y depositarlo en esta máquina, obteniendo a cambio una recompensa económica”. Eso sí, la recompensa no es inmediata, sino que una vez acumulada una determinada cantidad debe solicitarse una transferencia bancaria.

El funcionamiento no tiene ninguna complicación. El primer paso es darse de alta en la plataforma ‘Recicla y gana’. Una vez creado el perfil, el vecino o vecina introduce la garrafa en el contenedor con una pegatina que le facilita la propia máquina a través de un código QR del teléfono móvil. Posteriormente, cuando el residuo llega a la planta de tratamiento, se pesa, se comprueba que realmente es aceite vegetal usado, y automáticamente, a través del código de seguimiento adherido a la botella, se reconoce a la persona que ha depositado el aceite y se carga una cantidad en su cuenta de la plataforma. El incentivo es de 2,2 euros por cada 5 kg de aceite vegetal usado, si bien esta cifra puede variar en función de la cotización del residuo.

Siguiendo este mecanismo, el usuario irá acumulando líneas de registro cada vez que deposite el aceite usado en el contenedor, y cuando alcance la cantidad de 20 euros acumulados podrá solicitar una transferencia bancaria a la cuenta que facilite. También existe la posibilidad, mediante acuerdo previo con los comerciantes y establecimientos, de canjear la cantidad económica en forma de descuento en las compras.

El director comercial de ‘Recicla y gana’, José Antonio Alonso, explicó que la plataforma funciona de manera muy similar a una tarjeta Travelclub, en la cual se acumulan puntos según se van haciendo repostajes o compras, pero en este caso lo que se otorga “es directamente dinero”.

Para beneficiarse de este servicio tan solo hay que cumplir una serie de condiciones: las cantidades a depositar deben ser de un mínimo de 1,5 litros y de un máximo de 8 litros y el aceite se desechará en envases de plástico transparentes correctamente cerrados. Además, deberá filtrarse para evitar impurezas.

Esta iniciativa, una vez testada la respuesta ciudadana, se extenderá al conjunto de los 21 municipios que integran la Mancomunidad, e incluso si instalarían varios contenedores en las localidades con mayor población.

“Desde la Mancomunidad queremos incentivar el reciclado del aceite usado porque es uno de los agentes más contaminantes. Tirar el aceite por los desagües de nuestras casas es un problema para el medioambiente porque contamina muchísimo; en torno a un litro de aceite puede llegar a contaminar hasta 1.000 litros de agua, además de generar muchísimos problemas de atascos en el saneamiento y problemas en los sistemas de depuración”, indicó Pedro Ángel Jiménez.

La alcaldesa de Alcázar de San Juan, Rosa Melchor, destacó la facilidad que ofrece este contenedor inteligente para reciclar “de manera correcta y adecuada el aceite de consumo doméstico, y además con recompensa económica”.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *