Save pagePDF pageEmail pagePrint page

ERC y el PSOE han registrado sendas proposiciones no de Ley para su debate en el Congreso que instan al Gobierno a obligar a los supermercados a donar el excedente de alimentos aptos para el consumo, en línea con la reciente decisión adoptada en Francia, donde se acaba de aprobar una ley que impide a la gran distribución tirar productos aptos para consumo.

Las propuestas pretenden obligar a los supermercados a donar el excedente de alimentos aprovechables
ERC y PSOE han propuesto debatir en el Congreso la prohibición para los supermercados de tirar alimentos aptos para su consumo. Foto: Philips Communications (cc)

En el caso de ERC, su iniciativa recuerda que el Parlamento español ya rechazó una medida similar a la aprobada en el país vecino, pero vuelve a plantearla porque considera que en un contexto socioeconómico como el actual, “no se puede permitir que un tercio de todos los alimentos que se producen se pierda o desperdicie”.

«En el Estado español 2 millones de personas pasan hambre hoy en día como consecuencia de la crisis económica, y se calcula que en la UE 43 millones están en peligro de pobreza alimenticia«, dice la exposición de motivos que firma el diputado Joan Tardá.

Su iniciativa insta al Gobierno a presentar un Proyecto de Ley para la reducción del desperdicio alimentario que incorpore “la prohibición para las grandes superficies y supermercados de tirar productos aptos para el consumo y destinarlos a organizaciones sociales sin ánimo de lucro que atiendan a personas bajo el umbral de la pobreza”.

Asimismo, ese proyecto de ley deberá incluir “medidas de reutilización y reciclaje de aquellos productos alimentarios que ya no sean aptos para el consumo humano” y obligar a “grandes superficies y supermercados a ser transparentes y hacer público el destino de los productos alimentarios que ya no son aptos para su venta”.

España es el sexto país europeo que más comida desperdicia, con 8 millones de toneladas anuales

Por su parte, el Grupo Socialista insta al ejecutivo a “adoptar, con carácter inmediato, las medidas necesarias para establecer la obligación legal de proceder, siempre que sean aptos para el consumo, a la donación a organizaciones benéficas autorizadas (ONG, entidades solidarias, bancos de alimentos) de los alimentos, así como el correspondiente régimen sancionador aplicable en caso de incumplimiento de la misma”.

«Queremos dar rango legal a un principio que es asumible por todos y más en un momento en que son alarmantes las necesidades que padecen muchas personas», destaca el portavoz de Agricultura, Alejandro Alonso.

En este sentido, recuerda que España es el sexto país europeo que más comida desperdicia, con 8 millones de toneladas anuales, tras Alemania, Holanda, Francia, Polonia e Italia.

La Comisión Europea calcula que en Europa se malgastan anualmente 100 millones de toneladas de alimentos susceptibles de ser consumidos y, si no se corrige la tendencia, se espera que lleguen a 126 toneladas en 2020.

Fuente:
Europa Press

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *