Save pagePDF pageEmail pagePrint page

Además de reducir los costes en los tránsitos de logística inversa, el palé contribuye a dar una salida a materiales plásticos de desecho que, de otra forma, terminarían en vertederos.

El palé ha sido desarrollado por la empresa valenciana Avantpack
El palé desmontable de plástico reciclado premiado en el Salón de Invenciones de Ginebra

La empresa Avantpack ha recibido recientemente el premio a la mejor invención española 2015, entregado por la Oficina de Patentes y Marcas en el Salón Internacional de Invenciones de Ginebra (Suiza), por el desarrollo de un palé y sus sistema de montaje y anclaje realizado con plásticos de rechazo reciclados. El invento ha recibido el nombre de Logicpalé y se presentó en su versión Europalé.

José Luis Marconel y Tomás García, responsables de la empresa, miembro del Cluster Innovación Envase y Embalaje de la Comunitat Valenciana, también se han hecho con la medalla de oro del Salón de Ginebra.

Ambos reconocen que su sistema ofrece soluciones desde varios puntos de vista, ya que al ser desmontable reduce los costes en los tránsitos de logística inversa, es decir, cuando los palés vuelven de vacío. “Como se desmonta, se reduce el espacio que ocupan en el camión. Además como está realizado a partir de materiales de desecho, estamos contribuyendo a dar salida a unos plásticos y materiales que, de otra manera, no se pueden utilizar”, explican.

Marconel y García recuerdan que actualmente una gran cantidad de plásticos de rechazo se entierran en vertederos, donde su degradación se puede extender hasta cientos de años.

Las ventajas de este palé desmontable son más concretas en el área de la logística y el ahorro de costes. Según ambos inventores, gracias a que es un palé desmontable, se reduce el espacio que ocupa en un 70%. “Esto quiere decir –explica José Luis Marconel – que cuando un camión viaja con los palés vacíos, los puede desmontar y solo le ocupan el 30% de la carga; por lo que puede aprovechar el viaje para transportar otras mercancías o ampliar los palés transportados por lo que la empresa reduce costes en sus operaciones de logística inversa”.

180 millones de palés diarios

Ambos socios reconocen que la idea es fruto de la situación que ha vivido el sector y su empresa y la búsqueda de nuevos sectores y mercados. Marconel explica que “entre Estados Unidos y Europa se mueven al día 180 millones de palés, por lo que esperamos poder hacernos un hueco en el sector y poder vender este sistema”.

La fabricación de los palés se iniciará en los próximos meses, inicialmente en Alemania, con la fabrica más importante del mundo en este tipo de materiales. Avanpack ya ha invertido 100.000 euros para este propósito, incluidos los moldes iniciales para los anclajes.

De vuelta de Ginebra, José Luis Marconel y Tomás García han aprovechado la celebración de la feria Hispack en Barcelona, dirigida al sector del envase, embalaje y logística, para presentar este sistema.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *