Ideado para el reciclaje de plásticos en bares y restaurantes, el contenedor dispone de un compactador y sensores de control de llenado para una gestión más eficiente de los residuos.

Contenedor inteligente ECO-IoT

ECO-IoT es un nuevo diseño de contenedor pensado especialmente para la hostelería y restauración, que es capaz de planificar y gestionar de manera optimizada la recogida de residuos, consiguiendo a su vez un doble impacto ecológico positivo. Este novedoso producto está basado en la combinación de las tecnologías de “internet de las cosas” (IoT) y “machine learning” con capacidades predictivas.

Este contenedor está especialmente pensado para el reciclaje de residuos plásticos, componentes normalmente complicados de gestionar de manera sostenible, y que debido a la gran cantidad generada y volumen que ocupan, terminan suponiendo una dificultad extra para su almacenaje. Por ello, la solución cuenta con un compactador que incrementa la capacidad de residuos que es capaz de acumular.

Los contenedores están equipados con sensores que transmiten información periódica a la nube, de esta manera el software inteligente desarrollado a través de Inteligencia Artificial y Deep Learning, es capaz de predecir y llevar un registro del nivel de llenado, el peso y otras características relacionadas con los residuos almacenados.

Con todo esto no solo se consigue una gestión más eficiente de los residuos, sino que se reducen los costes y la contaminación asociada a los vehículos de recogida de estos desechos. Gracias a los cálculos de predicción de llenado, el software incorporado genera rutas más optimas a los vehículos de recogida, minimizando las distancias y tiempo empleado, así como el número de vehículos y personal involucrados en esta tarea.

Actualmente no existe una legislación de gestión de residuos específica para el sector hostelero, y el proyecto ECO-IoT busca dar una solución real e innovadora al problema del reciclaje en el sector.

El consorcio del proyecto ECO-IoT, formado por la Universidad de Málaga, Eurosoterrado, Acteco y CETEM, contó con la financiación del Ministerio de Encomia Industria y Competitividad y fondos FEDER.

 

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *