Save pagePDF pageEmail pagePrint page

 

El Ayuntamiento de la Ciudad Condal espera mejorar notablemente los índices de recogida selectiva de las distintas fracciones gracias al nuevo sistema, que llegará a 40.000 hogares.

Recogida puerta a puerta en Barcelona

El sistema de recogida de residuos puerta a puerta se extiende a tres barrios más de la ciudad de Barcelona. Durante el 2021 y 2022 se irá desplegando en los barrios de San Andrés de Palomar, Horta y San Antonio. De esta manera, cerca de 100.000 habitantes (casi 40.000 hogares) dispondrán de este sistema de recogida, que consiste en entregar los residuos separados ante la puerta de casa siguiendo un calendario preestablecido para cada fracción.

Cada habitante de Barcelona genera una media de 500 kilos de residuos cada año y de estos sólo se recicla el 38%, un índice de recogida selectiva que está estancado en la ciudad. Actualmente dos terceras partes de los residuos plásticos van al contenedor de rechazo y sólo se recicla un tercio del residuo orgánico.

Con el objetivo de alcanzar los objetivos que marca la Directiva europea de residuos, que obliga a alcanzar un índice de recogida selectiva del 55% en 2025, el Ayuntamiento ha optado por este cambio de modelo para aumentar el reciclaje en la ciudad.

Mejores índices de recogida selectiva

Hay un gran consenso entre las administraciones sobre que los sistemas de recogida de residuos individualizados mejoran de forma notable el índice de recogida selectiva. Esto incluye sistemas como el puerta a puerta, que desde el 2018 ya está implementado en la zona de Sarrià Viejo, el uso de contenedores inteligentes y la introducción de sistemas de fiscalidad progresiva.

En Sarrià Viejo, en casi 3 años se ha pasado de un índice de recogida selectiva del 37,7% al actual 60%. Los sistema puerta a puerta, además, implican, en opinión del consistorio, otras ventajas además de la mejora de los resultados de la recogida selectiva. Así, genera más calidad de vida de la ciudadanía con la retirada de contenedores en la calle, corresponsabiliza a la ciudadanía en la gestión de los residuos y genera menos contaminación atmosférica y ruido.

En concreto, la implementación de los nuevos puerta a puerta permitirá la retirada de más de 900 contenedores de calle.

El despliegue del puerta a puerta en Sant Andreu de Palomar, Horta y San Antonio conlleva, de forma previa, un amplio proceso informativo en cada barrio y la participación vecinal para desarrollar el proyecto y hacer su seguimiento. Para que el nuevo modelo de recogida se implemente con todas las garantías se hará material informativo para los vecinos y las vecinas, contactos con los presidentes y presidentas de las comunidades, charlas informativas abiertas al vecindario y el proyecto también se expondrá en los consejos de barrio. Además también se constituye una comisión de seguimiento en cada territorio con entidades, representantes vecinales y responsables del servicio de recogida para revisar el despliegue y la implementación del nuevo sistema.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *