Save pagePDF pageEmail pagePrint page

La Xunta de Galicia y Ecoembes amplían la campaña de reciclaje de envases, Camino del Reciclaje, mediante la incorporación de nuevos albergues situados en el itinerario del Norte.

Camino del reciclaje

Tras una primera fase puesta en marcha en 2016, a la que se incorporaron alrededor de 130 hospedajes del Camino francés, la Consellería de Medio Ambiente y Turismo de Galicia y Ecoembes unen de nuevo esfuerzos para expandir esta campaña y seguir difundido el respeto por la naturaleza y fomentando la calidad ambiental a lo largo del recorrido.

Así, este lunes, la directora de Calidad Ambiental y Cambio Climático, Cruz Herrera, y la directora de Turismo de Galicia, Nava Castro, ratificaron el acuerdo enmarcado en el Plan Estratégico del Camino de Santiago, el cual recoge el compromiso de desarrollar en este campo acciones para la gestión ambiental integral.

En esta línea, y con el objetivo de avanzar en la senda marcada el año pasado con los albergues del Camino francés, se añaden al Camino del Reciclaje 18 nuevos hospedajes, por lo que suman ya 146 los albergues gallegos que contribuirán que “el Camino de Santiago sea el emblema en Europa del reciclaje”, afirmó Cruz Herrera.

“Para disfrutar plenamente de esta experiencia -añadió la directora general-, es imprescindible que los usuarios sean conscientes de la importancia de su implicación en el cuidado de este entorno”. De modo que, segundo indicó Herrera, “el Camino de Santiago es la exaltación de la naturaleza, y los peregrinos, por su contacto directo con ella, uno de los colectivos más sensibilizados con la protección del medio ambiente”.

La directora de Turismo de Galicia, Nava Castro, subrayó por su parte el enorme potencial del Camino de Santiago para sensibilizar en este campo, dada su vitalidad y constante crecimiento. A este respecto recordó que, a punto de finalizar la primera mitad del año, la cifra de peregrinos que recorrieron la ruta xacobea supera en un 12% la del mismo período del año pasado. “La fuerza del Camino sirvió siempre de palanca de cambio gracias a sus valores de solidaridad, hospitalidad o superación. También ahora, ante los desafíos globales, puede volver a sello”, destacó. Por eso animó a los caminantes y a los responsables de los alojamientos a volver “a servir de ejemplo, demostrando que es posible reducir el impacto en los bosques o ríos con gestos sencillos gracias al efecto multiplicador del peregrinaje”.

Nava Castro se mostró convencida de que la iniciativa Camino del Reciclaje contribuirá a hacer realidad la etapa modelo que el Plan Estratégico del Camino de Santiago planifica con la vista puesta en el Xacobeo 2021. En ella se prevé una gestión integral de residuos, con contenedores o papeleras de recogida selectiva elaborados con materiales armoniosos con el entorno natural y situados cada 15 kilómetros, así como con un servicio de recogida eficiente. También se incluye la plantación y catalogación de árboles autóctonos, además de fuentes de agua potable cada 20 kilómetros y áreas habilitadas para bebederos de animales.

En el mismo sentido, la directora de Comunicación Corporativa y Marketing de Ecoembes, Nieves Rey, puso en valor a importancia estratégica de Galicia a la hora de desarrollar la campaña, manifestando que “a través del reciclaje, es nuestra responsabilidad velar por el mantenimiento del paraje natural por el que transcurre el Camino de Santiago. Un entorno sin comparación, que habla de la riqueza de nuestra cultura y nuestras gentes”.

Un promedio de cuatro contedores por albergue

Con este objetivo, y en el marco de la campaña, los nuevos albergues adheridos al programa recibirán un promedio de cuatro contenedores, entre amarillos y azules, y a los que ya venían colaborando desde el año pasado se les enviará el material de reposición necesario. También se les entregarán carteles informativos en gallego, castellano e inglés, en los que se detalla el uso correcto de los contenedores, y una guía de reciclaje. Hace falta añadir que, como ya se hizo a lo largo de la primera fase, los albergues colaboradores estarán identificados mediante un distintivo que podrán colocar en la entrada del establecimiento.

Por otra parte, serán los propios pousaderos quienes repartan los 29.000 kits del peregrino, que que contienen folletos y mapas informativos sobre cómo separar correctamente los residuos y un código de identificación (BIDI) a través del que pueden conocer todos los hospedajes adheridos a esta campaña. El kit se completa con una bolsa de plegar con mosquetón, para facilitar su transporte y garantizar la recogida de los residuos generados durante el recorrido, y una pulsera de Ecoperegrino como muestra de su compromiso por la protección del medio ambiente y el fomento del reciclaje.

Camino del Reciclaje

Duración de la campaña

Esta campaña se lleva a cabo en tres Comunidades autónomas, esto es, Galicia, Castilla León y Asturias, aunque es en la gallega en la que hay más albergues adheridos. En concreto, 146 frente a los 122 de Castilla León y los 44 de Asturias.

Según las previsión del Gobierno gallego, esta actividad se desarrollará durante la temporada alta -de junio a septiembre-, aunque el material permanecerá en los albergues todo el año, ya que se trata de una iniciativa que continuará en 2018.

Igualmente, con el fin de facilitar el acceso de los peregrino a la información relacionada con los establecimientos colaboradores y las plazas disponibles, Ecoembes tiene una dirección web de consulta: www.ecoembes.com/camino.

Buena acogida

Al igual que en la pasada edición de la campaña, esta iniciativa tuvo una buena acogida entre los hospitaleros del Camino del Norte, ya que la totalidad de los establecimiento registrados se acogieron a este programa. En este sentido, la directora general de Calidad Ambiental y Cambio Climático considera a los pousaderos como los grandes aliados para difundir buenas prácticas y gestos sencillos que contribuyen a la gestión integral de los residuos y a prolongar la vida útil de los productos.

Así, Cruz Herrera recordó que, durante la pasada campaña desarrollada en el Camino francés, la respuesta de los albergues fue unánime. Se llegaron a repartir, segun indicó la responsable del departamento autonómico, 480 contedores, 136 carteles informativos, 136 cortavientos a modo de agradecimiento al pousadero y 28.000 kits de peregrinos.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *