Save pagePDF pageEmail pagePrint page

En esta instalación los materiales son segregados, prensados y embalados, para remitirlos posteriormente a los centros de reciclado.

PLanta de clasificación de envases de Sogama

El Consello de la Xunta de Galicia ha autorizado la licitación, por parte de Sogama, de la gestión integral de su planta de clasificación de envases ligeros, en la que se procesan los materiales depositados por los ciudadanos en los contenedores amarillos ubicados en los ayuntamientos adscritos a su modelo.

El contrato, con un importe de 17.227.400 euros (+IVA), de los cuales 16.445.000 euros corresponden a la gestión propiamente dicha y 782.400 euros a inversiones, regirá por un período de tres años, pudiendo ser prorrogado de forma expresa hasta un máximo de cinco. De hecho, entre las inversiones a acometer, cabría señalar la dotación de dos nuevos separadores ópticos, un nuevo equipo de aire comprimido y una nueva prensa multimaterial.

Es preciso recordar que esta instalación, puesta en marcha en el año 1998, coincidiendo con la implantación del sistema de recogida selectiva en Galicia, fue automatizada en 2008, habiéndose procesado en la misma desde este año, y hasta 2017, un total de 197.888 toneladas de envases plásticos, latas y briks.

La separación de las distintas tipologías de material (PET, PEAD, Plástico mixto, Briks, Film, Aluminio y Acero) se lleva a cabo a través de mecanismos tales como campanas aspiradoras, electroimanes, corrientes de Foucault y lectores ópticos, garantizando de esta forma una mayor eficiencia del proceso.

Una vez segregados, los materiales son prensados y embalados, siendo remitidos posteriormente a los centros de reciclado, donde se convierten en nuevos productos para reincorporarse al circuito comercial. Todo un ejemplo de economía circular, ya que los residuos son transformados en recursos, contribuyendo al ahorro de energía y materias primas.

GARANTÍAS Y CALIDAD

El contrato contempla una serie de garantías e incide en la efectividad relativa al proceso de selección de materiales, atendiendo a los criterios establecidos por Ecoembes. En el caso de que las balas de material destinadas a reciclaje contengan un porcentaje de impropios superior a las especificaciones y procedimientos incluidos en el Convenio Marco formalizado entre la Xunta de Galicia y Ecoembes, el adjudicatario queda obligado a reprocesar, a su costa, dicho material hasta que cumpla con las exigencias requeridas.

No obstante, es preciso destacar que, en los últimos años, el rendimiento de esta instalación se vio incrementado, lo que se tradujo en una mayor eficiencia en la selección de materiales, así como en la reducción del porcentaje de impropios de las balas con destino a los centros de reciclaje. En concreto, en 2017 el rendimiento de la planta de Sogama mejoró hasta un 61,1%.

FORMACIÓN Y CONCIENCIACIÓN

Desde la puesta en marcha de esta instalación, las campañas de información, formación y concienciación ciudadana respecto al buen uso de los contenedores de recogida selectiva no han dejado de sucederse. Una de las últimas, bautizada con el lema “Oportunidades Galicia. Separemos ben, reciclaremos mellor”, y que impulsó la Consellería de Medio Ambiente e Ordenación do Territorio, en colaboración con Ecoembes y Sogama, llegó de forma directa a más de 104.000 personas a través de cerca de 2.000 acciones desarrolladas en escenarios tan diferentes como las calles de los ayuntamientos, ferias, mercados, centros educativos, centros comerciales, asociaciones y eventos deportivos, entre otros. El objetivo de la misma no era otro que sensibilizar a los ciudadanos sobre la necesidad de separar correctamente los residuos en origen y depositarlos en los contenedores de destino para garantizar su posterior reciclado.

El principal objetivo de estas y otras iniciativas de sensibilización impulsadas por el gobierno autonómico es precisamente propiciar el abandono del actual modelo lineal, caracterizado por las malas prácticas de usar y tirar, y transitar hacia uno circular en el que se reduzca la producción de basura, se potencie el máximo aprovechamiento de los productos y se incentive la recuperación de residuos, evitando así el consumo desmedido de los ya escasos y limitados recursos naturales.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *