Save pagePDF pageEmail pagePrint page

El ayuntamiento de la capital tinerfeña ha puesto en marcha un proyecto piloto en el que se han implicado varios grandes generadores –hoteles, hospitales y colegios– para recoger de forma separada los residuos orgánicos y aprovecharlos para producir compost.

Santa Cruz de Tenerife pone en marcha un proyecto piloto de recogida separada de biorresiduos
Biorresiduos. Foto: RESIDUOS PROFESIONAL

Santa Cruz de Tenerife se ha convertido en el primer municipio de la isla que implanta la recogida separada de biorresiduos. Para ello ha puesto en marcha un proyecto piloto que se desarrollará hasta finales de agosto en una veintena de hospitales, hoteles y colegios de la capital.

El objetivo de esta iniciativa es reducir el volumen de residuos orgánicos que se desaprovechan. Así, una vez separados en origen, estos residuos se transformarán en compost de calidad que pueda ser utilizado como abono por los productores agrícolas.

El alcalde de la ciudad, José Manuel Bermúdez, explicó la semana pasada los pormenores de este proyecto a los centros que colaborarán separando los residuos orgánicos en unos contenedores específicos durante los próximos meses.

Bermúdez manifestó que el consistorio se ha “marcado el objetivo de que se separe cada día más los residuos en origen”. Recordó que en los últimos años se han ido incorporando contenedores de reciclaje y con esta nueva iniciativa se pretende dar un paso más con la recogida de los biorresiduos.

El alcalde agradeció a las entidades participantes en el proyecto piloto su colaboración, que servirá para ver cómo funciona esta recogida selectiva “antes de su implantación definitiva en todo el municipio”.

Precisamente este año sale el concurso de limpieza y recogida de residuos de Santa Cruz, un buena oportunidad para “modernizar el servicio y trabajar con conceptos distintos y múltiples mejoras que deberán ser aplicadas por la empresa que resulte ganadora del mismo”, explicó Bermúdez.

Recogida dos veces por semana

El Ayuntamiento facilitará a los establecimientos colaboradores los contenedores específicos para la recogida de los biorresiduos que componen la denominada fracción orgánica o quinta fracción. También se compromete a la recolección de los mismos dos veces por semana tras consensuar los días y horarios de recogida con los distintos centros.

En los contenedores de fracción orgánica deberán depositarse, exclusivamente, restos de verdura y fruta, restos de carne y pescado, restos de comida cocinada, pan y alimentos caducados, posos de cafés e infusiones, cáscaras de huevo y frutos secos, papel de cocina sucio y restos vegetales de jardinería. Los demás residuos deberán continuar siendo depositados, como hasta ahora, en el contenedor de fracción resto.

Los residuos generados por los centros y empresas colaboradoras de este proyecto piloto se trasladarán hasta el Complejo Ambiental de Tenerife. Los técnicos estiman que se recogerán alrededor de cuatro toneladas semanales, a razón de cien kilogramos de biorresiduos en cada establecimiento colaborador.

En este proyecto piloto de recogida de biorresiduos colaboran los hoteles Taburiente, Iberostar Gran Hotel Mencey, Plaza España, Adonis, NH Tenerife, Silken Atlántida y Pelinor; los hospitales Quirón Tenerife, Parque, Hospiten Rambla y Clínica San Juan de Dios; así como los colegios Isabel La Católica, Tomé Cano, El Chapatal, Onésimo Redondo, San Fernando, Fray Albino, Los Dragos, Rafael Gaviño del Bosque, María Isabel Sarmiento y Miguel Pintor.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *