Save pagePDF pageEmail pagePrint page

 

Los especialistas reunidos por el Idepa coinciden en que el Principado reúne las condiciones adecuadas para convertirse en un referente europeo en el ámbito de la valorización de subproductos y residuos industriales.

Asturias reunió a 30 expertos en economía circular

El Instituto de Desarrollo Económico del Principado de Asturias (Idepa) reunió los pasados días 28 y 29 de marzo en Covadonga a una treintena de expertos para debatir y consensuar medidas que faciliten la transición hacia una economía circular de aprovechamiento de recursos donde prime la reducción de los residuos en la industria de procesos asturiana.

El evento, queenmarcado en la iniciativa de la Comisión Europea Science Meets Regions, sirvió para generar ideas basadas en evidencias científicas que permitan impulsar la valorización de subproductos y residuos de la industria de procesos asturiana minimizando, además, su impacto ambiental. El encuentro se desarrolló con dos grupos de trabajo, uno de carácter tecnológico y otro socioeconómico que, de forma paralela, debatieron y generaron propuestas que finalmente pusieron en común.

De manera consensuada, los expertos identificaron las fortalezas de Asturias en aspectos como la simbiosis industrial o la valorización de residuos y plantearon la necesidad de agrupar a los agentes interesados para definir una oferta regional de infraestructuras tecnológicas, así como consensuar diferentes medidas para trasladarlas a las políticas de innovación, con fórmulas específicas de financiación de la inversión, programas de aceleración de tecnologías emergentes y la puesta al servicio de la industria de procesos de los circuitos de valoración integral de los residuos.

Un marco legal favorable

Los grupos de trabajo, formados por más de 30 expertos europeos en economía circular -representantes de la Comisión Europea, de la Administración regional y de los sectores académico, empresarial y social- determinaron que el Principado de Asturias reúne las condiciones adecuadas para convertirse en un referente europeo en economía circular debido al potencial de su industria, las capacidades tecnológicas e investigadoras y las singularidades del territorio, del cual más de un 50% está bajo algún tipo de protección ambiental.

Asimismo, los expertos dialogaron sobre la necesidad de avanzar hacia un marco legal favorable que permita el desarrollo de proyectos empresariales enfocados a la valorización de subproductos y residuos, donde la colaboración público-privada tendrá un papel destacado.

Además, remarcaron la importancia de implicar a la sociedad, que deberá estar informada de las medidas que se lleven a cabo, la actividad económica que pueden generar los residuos y los beneficios que esto puede suponer para Asturias, haciéndoles protagonistas de la transición hacia la economía circular.

Entre las conclusiones se señala el carácter sostenible de la economía circular y el impulso que es capaz de producir en el desarrollo territorial y la fijación de población al aprovechar los recursos endógenos del territorio como pueden ser los forestales para biomasa.

Este evento supuso un paso más en la definición de la Agenda Regional de Investigación e Innovación en Materiales Sostenibles, un plan de acción del Gobierno regional que se enmarca en la Estrategia de Especialización Inteligente (Asturias RIS3) y que tiene como objetivos contribuir a la reducción de los residuos industriales de la región, impulsar el mercado local de materiales secundarios y fortalecer los conocimientos y las tecnologías clave para la valorización de subproductos y residuos.

 

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *