Save pagePDF pageEmail pagePrint page

Representantes de diversos municipios de Euskadi comprobaron de primera mano el uso de materiales recuperados procedentes de residuos de construcción y demolición en viales, paseos, rellenos de zanjas o carriles bici.

Planta BTB de valorización de residuos de construcción, situada en Ortuella (Bizkaia)
Vista parcial de la planta BTB de valorización de RCD

Un grupo de ayuntamientos de Udalsarea 21 –red vasca de municipios hacia la sostenibilidad– está participando en el grupo de trabajo Auzolan-21 RCD, para formarse en los requisitos que los municipios deben cumplir en el ámbito de la gestión de residuos de construcción y demolición (RCD). Así, representantes de los ayuntamientos de Durango, Llodio, Azpeitia, Valle de Trápaga y Cuadrilla de Aiara tuvieron la oportunidad de conocer sobre el terreno la viabilidad de opciones de valorización efectivas y avanzadas de los residuos procedentes de construcción y demolición en Euskadi.

De esta forma, el pasado mes de noviembre se organizó una visita a diferentes emplazamientos, que dio comienzo en las instalaciones de valorización de BTB (Bizkaiko Txintxor Berziklategia), donde los asistentes fueron iniciados en los procesos de fabricación de materiales procedentes de estos residuos.

Entre las conclusiones de esta experiencia, se evidenció la necesidad de contar con un importante aporte tecnológico para poder tratar RCD mezclados, fruto de demoliciones en masa, en las que no se utiliza demolición selectiva ni separación de residuos en origen.

El Ayuntamiento de Durango prima desde hace tiempo los suministros de áridos procedentes de la valorización de RCD en sus procesos de compra pública de infraestructuras

Uno de estos avances tecnológicos es el dispositivo por espectrografía de infrarrojo cercano, capaz de ser programado para la separación selectiva de gran número de impropios, y en especial de yeso, lo cual garantiza que los áridos reciclados producidos con material procedente de RCD cumplan con la normativa.

Para poder ver in situ cómo se aplican este tipo de materiales, el grupo se desplazó hasta el vial de la subida a Enekuri, una obra realizada por la Diputación Foral de Bizkaia en la que se utilizó material procedente de RCD para explanada mejorada, relleno de muros verdes, trasdós de muros, paseo y relleno de zanjas. En estos trabajos se aprovecharon un total de 12.000 toneladas de RCD.

También visitaron el vial de acceso este del Aeropuerto de Loiu, cuyo tercer carril, con la categoría de tráfico más exigente (T00), está realizado con explanada a partir de áridos de RCD. Este tramo sirvió como parte de los ensayos científicos llevados a cabo por la sociedad pública Ihobe y la Mesa de Firmes del País Vasco, para sustentar las disposiciones normativas reguladoras de los usos de esta tipología de materiales.

Visitas a Tecnalia y Durango

El siguiente punto de la visita fue el Centro Tecnológico Tecnalia y, en concreto, el edificio KUBIK, diseñado con soluciones innovadoras de construcción en cuanto a materiales avanzados, y de generación y eficiencia energéticas relacionadas con edificios de consumo nulo de energía. Se habló de las estructuras de hormigón siderúrgico que, de forma pionera, se usaron en la construcción del edificio y de las ventajas que presenta frente al hormigón tradicional.

El itinerario culminó en Durango, cuyo ayuntamiento prima desde hace un tiempo los suministros de áridos procedentes de la valorización de RCD en sus procesos de compra pública de infraestructuras. Allí se visitó un área de actuación correspondiente a la futura variante sur de la localidad, en la que han sido aplicadas 20.000 toneladas de material de varias maneras, que van desde la explanada mejorada y rellenos de zanjas, hasta hormigón impreso. También se pudo visitar un carril bici y una zona de urbanización en obras, en las que se estaban aplicando estos materiales recuperados.

Durango es un municipio avanzado en Euskadi en este ámbito, gracias a que se ha podido establecer localmente un mercado para estos materiales. Para ello, ha sido clave la tracción pública a través de criterios avanzados de compra verde y la existencia de proveedores que son capaces de suministrar materiales de calidad gracias a una exigente separación de residuos en origen.

Una de las claves perseguidas por el Departamento de Medio Ambiente y Política Territorial del Gobierno Vasco para superar la problemática de los RCD es, precisamente, la consecución de un mercado consolidado de áridos reciclados.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *