Save pagePDF pageEmail pagePrint page

Representantes de diversos colectivos ambientales y sociales han denunciado “la permanente contaminación de suelos esteparios de alto valor ambiental por plásticos procedentes de la mala gestión del CTRUZ.

Denuncian deficiencias en el centro de tratamiento de residuos de Zaragoza
Activistas medioambientales han constatado la dispersión de gran cantidad de residuos por la Zona Verde Pública que rodea el polígono. Foto: Ecologistas en Acción

En sucesivas visitas realizadas en las últimas semanas al Centro de Tratamiento de Residuos Urbanos de Zaragoza (CTRUZ), ubicado en la parte más alta del Parque Tecnológico del Reciclado (PTR), activistas medioambientales han constatado la dispersión de gran cantidad de materiales ligeros, esencialmente plásticos procedentes de los RSU que allí se tratan, por la Zona Verde Pública que rodea el polígono, denominada también zona de reserva esteparia, así como a grandes distancias en los suelos esteparios próximos, en el entorno del CTRUZ y en las propias instalaciones.

Representantes de diversos colectivos ambientales y sociales han denunciado “la permanente contaminación de suelos esteparios de alto valor ambiental por plásticos procedentes de la mala gestión del CTRUZ”. Según los denunciantes, esta situación “se viene produciendo desde la misma puesta en marcha del centro en 2009, sin que se hayan adoptado medidas suficientes de control. Mientras, la empresa presenta informes mensuales al Ayuntamiento de Zaragoza de que la situación es aceptable, buena o muy buena”.

Los grupos ecologistas, han alertado de que “además del deterioro del paisaje, el mal olor impide el uso y disfrute de la Zona Verde Pública próxima al CTRUZ”, y añaden que “este hecho, que viene sucediendo desde la puesta en funcionamiento del CTRUZ en 2009 por parte de la empresa Urbaser, origina un grave y negativo impacto ambiental al esparcir a grandes distancias materiales no degradables, provoca daños al medio ambiente con perjuicios para la flora y fauna del entorno, aparte del grave impacto paisajístico”.

“Estos hechos –denuncian– constituyen prueba del descontrol que existe en la manipulación de los RSU que se tratan en el CTRUZ, prueba también de que no se lleva a cabo el adecuado reciclaje y aprovechamiento de los residuos, así como prueba de que no existe una voluntad de mejorar la eficacia de las instalaciones”.

Estos colectivos de defensa del medio ambiente destacan que “estos hechos constituyen un fraude a los ciudadanos que se esfuerzan en hacer buen uso de los servicios de recogida de basuras, y que son continuamente aleccionados sobre cómo depositar la basura y confían en que los materiales serán reciclados o tratados convenientemente”.

Por estos motivos, los representantes de las asociaciones y colectivos sociales han interpuesto una denuncia ante el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona), y exigen a las autoridades ambientales “que sancionen estos hechos, se retiren los materiales dispersos por la estepa y se tomen las medidas oportunas para que la planta del CTRUZ funcione en total aislamiento, con residuos cero hacia el exterior de la planta”; y concluyen solicitando que “se investigue y que se adopten las medidas oportunas”, y se establezcan “las responsabilidades”.

Fuente:
Arainfo

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *