Save pagePDF pageEmail pagePrint page

La instalación, en la que se han invertido 21 millones de euros en los últimos años, recibió más de 100.000 toneladas de RSU durante el pasado año.

La planta de residuos de Lanzarote gestionó 100.000 toneladas de residuos en 2017
El presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San ginés, visitó recientemente el Complejo Ambiental de Zonzamas

El presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés, ofreció la semana pasada los primeros datos y resultados del primer año de funcionamiento normalizado del nuevo modelo de gestión y tratamiento de los residuos del Complejo Ambiental de Zonzamas, en el que en los últimos años se han invertido 21 millones de euros.

San Ginés destacó que “en la nueva planta de clasificación y tratamiento de los residuos domésticos se ha maximizado la eficiencia y reducido los costes operativos, disminuyendo a su vez la cantidad de residuos (rechazo) que se han enterrado en el vertedero”.

En concreto, apuntó que se han tratado un total de 99.360 toneladas de residuos sólidos urbanos (RSU) procedentes de la recogida en masa o todo en uno, a las que se suman otras 1.312 toneladas tratadas en la plata de clasificación de envases ligeros.

El presidente del Cabildo explicó que “el rendimiento medio obtenido de esta planta ha sido del 59,69% de residuos sólidos urbanos (bolsa “todo en uno”) y del 76,75% de envases ligeros procedentes de la selectiva, lo que es una extraordinaria noticia ya que con las antiguas instalaciones tan sólo se llegaba a un rendimiento medio del 2,26% en los residuos que llegaban mezclados al complejo y de un 62,47% en el tratamiento de los envases ligeros de la selectiva”.

Así, de las más de 100.000 toneladas de basura que entraron al Complejo, se han podido recuperar y valorizar unas 59.000 toneladas procedentes de la clasificación de los residuos mezclados y otras mil toneladas de envases ligeros (brik, férrico, aluminio, film y otros).

De la materia recuperada de RSU (bolsa todo en uno), 963 toneladas han servido para alimentar la planta de biometanización y 51.000 toneladas para los túneles de compostaje.

Planta de biometanización

El presidente del Cabildo de Lanzarote también destacó el rendimiento de la planta de biometanización, que ha permitido tratar un total de 14.229 toneladas de residuos procedentes de los lodos, purines y otros residuos admisibles, gracias a las actuaciones de mejora realizadas en estas instalaciones que han permitido optimizar su rendimiento mediante la incorporación a tratamiento de la materia orgánica procedente de la recogida selectiva y de la materia orgánica seleccionada en la plata de clasificación.

Con respecto a 2014, antes de las mejoras incorporadas, se ha duplicado la energía obtenida a partir del tratamiento de estos residuos en la planta de biometanización, pasando de 708,1 MW/h a los 1.416,70 MW/h.

Del total de esta energía recuperada, se han vertido a la red 647,12 MW/h, y el resto, 769,58 KW/h, se han destinado a autoabastecer al Complejo, por lo que en términos de balance neto, en 2017 el Complejo fue un 71,58% autosuficiente, según los responsables del Cabildo.

Asimismo, se prevé que estos datos aumenten con las actuaciones que se están realizando en estos momentos en las celdas de vertido, incrementándose la energía generada del biogás del vertedero dado que contempla su desgasificación y la de la propia celda.

Estabilización y nuevas celdas de vertido

Con la puesta en marcha de la nueva infraestructura, consistente en una completa planta de estabilización (fermentación, afino y maduración) de residuos orgánicos, se ha conseguido tratar 51.223 toneladas. Por el momento, el material estabilizado no se valoriza, estando pendiente de su comercialización a través de un gestor autorizado que en Canarias aún no opera. No obstante, dicho tratamiento implica una reducción por pérdidas del proceso de en torno a un 30% y una lógica estabilización o inertización del material.

Asimismo, después de ponerse en servicio las nuevas infraestructuras y de construirse la primera nueva celda de vertido de las que se contemplan en el proyecto global, en estos días se están culminando las obras de la segunda fase de las celdas de vertido.

En esta segunda intervención se han adecuado las superficies a impermeabilizar y desgasificar y se han ejecutado los viales y los sistemas de captación y desvío de escorrentías. De igual forma, se ha realizado la imperbeabilización del vaso de vertido, se ha completado un sistema de recogida de lixiviados y se ha ejecutado también un sistema de captación de biogás.

En total se están realizando en estos momentos 27 nuevos pozos de desgasificación en esta segunda fase de la celda de vertido aparte de la implantación de la red de desgasificación de la otra celda. Los nuevos pozos tienen una profundidad de 20 metros cada uno, conectados con la central de extracción mediante una estación de regulación y medida.

Estas celdas nuevas alargarán la vida útil del vertedero en unos 21 años, por lo que junto con este nuevo modelo de tratamiento de los residuos, tendente a reducir al máximo lo que finalmente se vierte y entierra en el vertedero autorizado de residuos, se podría estimar un total de vida útil de unos 30 años, aproximadamente.

Concienciación

Por su parte, la consejera de Residuos del Cabildo de Lanzarote, Carmen Rosa Márquez, apuntó que este proceso de cambio y el esfuerzo realizado por la administración además requiere también del “esfuerzo colectivo de todos los ciudadanos”, e incidió en desmontar el “falso mito” de que lo que reciclamos en nuestros hogares no sirve para nada, ya que “prácticamente el 100% de lo que separamos en origen se recicla y no se entierra en Zonzamas, sale fuera de nuestra isla o se valoriza”.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *