La organización aboga por una legislación más centrada en la reutilización y el reciclaje, y pide un sistema de depósito y retorno de envases obligatorio para mejorar las cifras de recuperación de residuos plásticos.

Botellas de plástico de un solo uso

El Clúster del Plástico de Andalucía ha celebrado en un comunicado de prensa la decisión tomada en la Comisión de Transición Ecológico del Congreso de los Diputados para retrasar un año la entrada en vigor del impuesto a los envases de plástico no reutilizables previsto en la Ley de Residuos y Suelos Contaminados, actualmente en tramitación parlamentaria. Además, el Clúster reclama a los distintos grupos políticos que esta tasa sea eliminada del articulado de la ley. En este sentido, señala que «no se debe criminalizar el plástico y considerarlo como el único culpable del cambio climático o de las agresiones al medio ambiente, ya que no se han creado impuestos para gravar otros productos o actividades que son más contaminantes».

La organización aduce que este impuesto sobre el plástico que se va a imponer en España no existe en otros países europeos, «lo que supone que las empresas españolas tengan que competir en inferioridad de condiciones con firmas de otros países en el mercado común europeo». Por otro lado, asegura que el aumento de la fiscalidad a los materiales plásticos de un solo uso «motivará la subida de precio de productos básicos como los alimentos, todo ello en un contexto de alta inflación, lo que va a perjudicar especialmente a las personas con rentas más bajas».

Desde el Clúster del Plástico de Andalucía no se entiende que la acción legislativa «se centre en el plástico y no se dirija hacia otros elementos que suponen una gran fuente de emisiones y contaminación». Y pone el ejemplo de los envíos de comercio electrónico gratuitos, «que generan una enorme huella de carbono por su uso indiscriminado».

Por todo ello, el Clúster reclama «una legislación que no criminalice a los materiales plásticos» y aboga por «una normativa más centrada en el fomento de la reutilización y el reciclaje en lugar de aumentar la carga fiscal y las prohibiciones».

De esta forma, la organización que agrupa a las empresas andaluzas del plástico pide al Gobierno que aproveche la tramitación parlamentaria de la Ley de Residuos y Suelos Contaminados para «implantar en España el sistema de retorno de envases de forma obligatoria». Un modelo, asegura, «que actualmente funciona con excelentes resultados en la recuperación de envases de plástico y otros materiales en diez países europeos, como Alemania, Suecia o Noruega».

Desde el Clúster andaluz del plástico consideran que «la puesta en marcha de este sistema ayudaría a mejorar las bajas cifras de recuperación de envases que se registran en España en comparación con otros países, además de alimentar la enorme demanda de material plástico reciclado existente en la actualidad».

«La próxima entrada en vigor de esta legislación y la demanda social y empresarial de materiales más sostenibles ha provocado una enorme demanda de PET y otros plásticos reciclados a la que el sector es incapaz de dar respuesta, por lo que es fundamental aumentar las tasas de reciclaje. Esta Ley de Residuos es una gran oportunidad que no se debe desaprovechar para avanzar en la reutilización de los envases plásticos y acercarnos a lo que se está haciendo bien y funciona en otros países de nuestro entorno», concluye la nota.

 

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *