La consultora Eunomia ha desarrollado un modelo para calcular los costes que representa la gestión de los residuos abandonados en la vía pública para los servicios municipales de aseo urbano, lo que permitiría trasladarlos a los fabricantes en virtud de la responsabilidad ampliada del productor

basura abandonada
La gestión de residuos abandonados en la vía pública supone un coste importante. Foto: RESIDUOS PROFESIONAL

La consultora británica Eunomia ha creado un nuevo modelo para calcular el coste de la gestión de los residuos abandonados en la vía pública con el fin de que las autoridades locales puedan trasladar estos costes a los productores en virtud de la legislación sobre responsabilidad ampliada del productor.

Desarrollada para el Waste and Resources Action Programme, se trata de la primera herramienta de este tipo y ofrece una imagen tanto de los costes totales de la limpieza de la basura como de las estimaciones de los costes asociados a la gestión de los distintos tipos de artículos cuando acaban como residuos abandonados.

La gestión de esta basura dispersa cuesta millones de euros a los ayuntamientos que, en última instancia, acaban pagando los contribuyentes.

Pero calcular el coste de estos residuos no es sencillo. Los costes de los departamentos de limpieza y aseo urbano incluyen muchas otras actividades, como las relacionadas con la limpieza de grafitis, las zonas verdes, el mobiliario urbano, etc. Además, los costes totales de la gestión de determinados tipos de objetos no sólo dependen de su cantidad, sino también de su peso y volumen. Por ejemplo, las colillas son muy ligeras, pero en términos de número de artículos desechados pueden suponer el 10-20% del recuento de residuos, si no más.

El modelo que Eunomia ha creado determina el coste total de la basura como proporción de los costes de limpieza de las calles, teniendo en cuenta la cantidad, el peso y el volumen. El modelo es aplicable a cualquier artículo que haya sido categorizado en los datos de composición de residuos, y el método es aplicable de forma estándar a todos los artículos.

Según la empresa, el modelo puede aplicarse fácilmente más allá del Reino Unido y será especialmente relevante para los Estados miembros de la UE, en los que la Directiva sobre Plásticos de Uso Único exige que los costes de determinados residuos sean cubiertos por los productores a través de los sistemas de responsabilidad ampliada.

Chiarina Darrah, consultora principal de Eunomia, comenta que «es muy positivo ver los avances que se están produciendo en el Reino Unido y en la UE para conseguir que los costes de la basura se redistribuyan de forma más justa en la sociedad. Ello contribuirá a que las partes interesadas se sienten a la mesa para hacer algo al respecto. Como la mayor parte de la basura marina es primero basura terrestre, esta es una coyuntura realmente eficaz para abordarla: en tierra».

 

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *