El Ayuntamiento está desarrollando una prueba piloto para evaluar el comportamiento del nuevo pavimento, que ha permitido valorizar residuos plásticos no reutilizables y reducir las emisiones de CO2 frente a los materiales de asfaltado tradicionales.

barcelona prueba un pavimento con plástico reciclado

El Ayuntamiento de Barcelona ha instalado en el paseo de la Verneda un nuevo pavimento que incorpora trazas de plásticos que no se pueden reciclar y que ya habían finalizado su vida útil y por tanto, no podían tener un nuevo uso. La actuación por la colocación de este pavimento se realizó el pasado mes de diciembre.

Este nuevo pavimento se ha instalado en el barrio del Bon Pastor, en el distrito de Sant Andreu, y forma parte de una prueba piloto para evaluar su resistencia al tráfico pesado y contabilizar la reducción de CO2 . A día de hoy la actuación se ha realizado en el tramo situado dentro del término municipal de Barcelona pero está previsto que tenga continuidad también en el tramo de Sant Adrià de Besòs.

La iniciativa permite disminuir la cantidad de CO2 que se desprende durante la fabricación del material que se utiliza para el asfaltado (betún), dado que gracias a los plásticos que se incluyen no debe generarse tanta cantidad y, por por otro lado, también evita el posterior tratamiento que debería realizarse sobre estos residuos plásticos.

Las estimaciones realizadas indican que la fabricación del nuevo pavimento para asfaltar el paseo de la Verneda ha comportado la disminución de 17 toneladas de CO2 respecto a lo que se hubiera emitido si se hubiera fabricado el pavimento de forma tradicional. Para su configuración se han utilizado un total de 4.500 kg de plásticos que no se podían reciclar y a los que se les ha dado un último uso. La cifra equivaldría a unas 3.000 bolsas domésticas de basura llenas de plásticos.

Este nuevo material tiene una resistencia superior a los pavimentos normales y presenta un mejor comportamiento en el paso de autobuses. Si la prueba piloto es satisfactoria, se extenderá este tipo de pavimento en otras actuaciones de la ciudad. El Ayuntamiento de Barcelona ha realizado la aplicación de este aglomerado junto con la empresa desarrolladora AMSA y las ingenierías BAC e IM3, adjudicatarias del contrato de mantenimiento de pavimentos de Barcelona.

 

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *