Los objetivos mínimos de recogida fijados a nivel autonómico suponen casi el 10% de los objetivos totales a nivel nacional, que alcanzan los mil millones de kg de RAEE.

residuos electrónicos
Residuos electrónicos en una planta de reciclaje. Foto: RESIDUOS PROFESIONAL

Andalucía espera gestionar más de cien millones de kg de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) durante 2021, según los objetivos mínimos de recogida fijados a nivel autonómico. Esta cifra supone casi el 10% de los objetivos totales a nivel nacional (algo más de mil millones de kg).

En este sentido RAEE Andalucía, impulsada por la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía, la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP) y con el apoyo de los sistemas colectivos de responsabilidad ampliada del productor (SCRAP) que operan en la región, destaca que se trata de un aumento del 14,58% con respecto a 2020, año en el que la cifra de residuos electrónicos gestionados se situó en 87,5 millones de kilos.

Alcanzar este objetivo supone que se deben recoger casi 12 kilogramos de este tipo de residuos por andaluz. Además, cabe señalar que, de los objetivos totales fijados para Andalucía, casi 74 millones de kilogramos son RAEE de uso doméstico y otros más de 26 millones son de uso profesional.

Categorías con los objetivos más elevados

Siguiendo los objetivos fijados para cada una de las siete categorías establecidas para este tipo de residuos, RAEE Andalucía destaca las tres con los objetivos más elevados en la comunidad andaluza:

En primer lugar, la categoría 4: grandes aparatos (con una dimensión exterior superior a 50 cm), es decir, lavadoras, secadoras, lavavajillas, hornos eléctricos, grandes ordenadores o aparatos de reproducción de sonido o imagen, de los que se deberán gestionar casi 42 millones de kilogramos en 2021. Esta cifra supone un aumento del 4,67% con respecto al ejercicio anterior, cuando se situó en poco más de 40 millones de kilos.

En segundo lugar, para los aparatos de intercambio de temperatura (categoría 1), se han fijados unos objetivos de 22 millones de kilos para el presente año. Esta fracción ha experimentado un aumento del 3,72% con respecto a 2020. Frigoríficos, congeladores, aparatos de aire acondicionado, equipos de deshumidificación o radiadores de aceite pertenecen a esta categoría.

La tercera categoría con unos objetivos de recogida más elevados en Andalucía es la cinco: pequeños aparatos (sin ninguna dimensión exterior superior a 50 cm), con la cifra de 14,2 millones de toneladas a gestionar durante 2021. El aumento con respecto al ejercicio anterior es más elevado que las fracciones anteriormente mencionadas, con un 9,81% si se compara con 2020. Pertenecen a esta categoría dispositivos como hornos microondas, planchas, tostadoras, pequeños instrumentos de vigilancia y control o pequeñas herramientas.

Cabe señalar que la categoría cuyo objetivo ha experimentado un incremento porcentual mayor con respecto a 2020 es la 7: paneles fotovoltaicos grandes (con una dimensión exterior superior a 50 cm). La cifra de recogida fijada para 2021 en Andalucía es de 12,6 millones de kilos que, si se comparan con los poco más de 4 millones de kg establecidos para 2020, supone un incremento del 205,8%.

¿Cómo se calculan los objetivos de recogida?

El artículo 29.3 del Real Decreto 110/2015, de 20 de febrero, del Ministerio de Transición Ecológica y el Reto Demográfico, establece dos maneras de fijar los objetivos mínimos de recogida anuales de residuos electrónicos. Por un lado, en el ámbito estatal, se calculan a partir de los aparatos eléctricos y electrónicos puestos en el mercado durante los años precedentes. Por otro, en el ámbito autonómico, los objetivos se miden en base a la población de cada comunidad, siguiendo los datos del Instituto Nacional de Estadías, a 31 de diciembre del año anterior. En el caso de Andalucía, se fija una población de 8.464.411 de habitantes.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *