La Alianza pretende dar un impulso mundial a las iniciativas relacionadas con la transición a la economía circular, la eficiencia de los recursos y el consumo y la producción sostenibles.

Lanzada la nueva Alianza Global sobre Economía Circular y Eficiencia de los Recursos

El pasado lunes, y de forma paralela a la quinta Asamblea de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente (UNEA5), la UE, en colaboración con el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente y en coordinación con la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial, puso en marcha la Alianza Global sobre Economía Circular y Eficiencia de los Recursos (GACERE). La creación de esta alianza es uno de los objetivos del Plan de Acción de Economía Circular de la UE.

Al reunir a los gobiernos y a las redes y organizaciones pertinentes, GACERE pretende dar un impulso mundial a las iniciativas relacionadas con la transición a la economía circular, la eficiencia de los recursos y el consumo y la producción sostenibles. Se basará en los esfuerzos que se están desplegando a nivel internacional y situará a la UE en la vanguardia de la transición verde. Once países (Canadá, Chile, Colombia, Japón, Kenia, Nigeria, Nueva Zelanda, Noruega, Perú, Ruanda y Sudáfrica) y la UE se han unido a la Alianza hasta la fecha.

El comisario europeo de Medio Ambiente, Océanos y Pesca, Virginijus Sinkevičius, dijo durante la presentación que «la transición hacia una economía limpia, circular y eficiente en el uso de los recursos se reconoce cada vez más como una necesidad para abordar las crisis ecológicas a las que se enfrenta el mundo. La economía circular ofrece oportunidades para estimular la innovación y hacer que la transición sea más equitativa mediante la creación de empleos verdes y la reducción del impacto medioambiental. Con el lanzamiento hoy de la Alianza Global para la Economía Circular y la Eficiencia de los Recursos, la UE muestra su compromiso de trabajar en estas cuestiones a nivel mundial».

Inger Andersen, directora ejecutiva del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, añadió que «la circularidad y el consumo y la producción sostenibles son esenciales para cumplir todos los acuerdos multilaterales, desde los Objetivos de Desarrollo Sostenible hasta el Acuerdo de París y el marco mundial de biodiversidad posterior a 2020, que debemos acordar pronto. Son esenciales para una recuperación sostenible de la pandemia».

Por su parte, LI Yong, director general de la ONUDI, afirmó que con esta iniciativa «tendremos en nuestras manos una solución prometedora para salvaguardar y proteger la riqueza natural de nuestro planeta de las catástrofes climáticas», y «para hacer frente a la ambición de los países en desarrollo de lograr una industrialización inclusiva y sostenible, si elegimos el camino hacia una economía circular y hacemos que esta transición sea justa. Esto también permitirá la prosperidad económica, las oportunidades de negocio, las innovaciones y los empleos verdes».

Los participantes de la UNEA-5 volverán a reunirse en febrero del año que viene en Nairobi (Kenia),  para debatir el posible inicio de las negociaciones de un acuerdo mundial para frenar la contaminación por plásticos.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *