Save pagePDF pageEmail pagePrint page

Entre los años 2001 y 2016, Sogama recuperó de la basura en masa que llega a su complejo medioambiental un total de 106.295,51 toneladas de acero, que separó de forma automática a través de electroimanes para luego remitirlas a los centros recicladores y garantizar así su conversión en nuevos productos.

Acero recuperado de basura en masa

En este sentido, es preciso señalar que el uso de acero reciclado reduce de forma considerable el consumo de energía y las emisiones, con la particularidad de que el proceso de reciclaje de este material se lleva a cabo utilizando tecnologías limpias.

Tal y como asegura APEAL, Asociación de Productores Europeos de Acero, el acero se reutiliza, funde y remodela desde hace miles de años, y no únicamente porque resulte más fácil, limpio y económicos, sino porque el hierro y restos de metales que se utilizan en su producción poseen propiedades químicas y físicas que no se alteran durante el proceso de transformación. Es por ello que los expertos lo califican como “material permanente”, circunscribiéndose plenamente al concepto de economía circular.

Si bien las tasas de recuperación de este material se sitúan aproximadamente en el 70-80%, los expertos coinciden en señalar que si se mejoran las infraestructuras de recogida y aumentan el número de consumidores que lo separan en origen y lo depositan en el contenedor correspondiente, estas tasas pueden incluso ser mejoradas.

Las ventajas del uso de acero en el envasado de alimentos y bebidas no se limitan al reciclaje, sino que se extienden a lo largo de todo su ciclo de vida y período de uso, pudiendo destacar, además, su prolongada vida útil de almacenamiento y la reducción de pérdidas de productos.

ALGUNOS DATOS SOBRE EL RECICLAJE DE ACERO

-En Europa se recicla el 70% de los envases de acero, lo que supone evitar emisiones de CO2 equivalentes a 3,9 millones de toneladas en un solo año, y supone un ahorro de agua cercano a la mitad del consumo normal.

-Tu bicicleta, tu móvil o tu coche pueden llevar acero de hace 150 años, pero reciclado.

-Por cada envase de acero reciclado se ahorra una vez y media su peso en CO2 y por cada tonelada reciclada se ahorra una tonelada y media de mineral de hierro y 500 kg de carbón. El consumo de energía disminuye un 70% y el de agua un 40%.

-En un año normal, la industria mundial del acero a través del reciclado ahorra el equivalente a la energía requerida para 110 millones de hogares.

-España es uno de los países que recicla más acero para envases, con el 77%.

-Con el reciclaje de 1 kilo de latas se ahorra la energía suficiente para mantener encendida una bombilla de 60 W durante dos días.

-Reciclar las latas de acero y hojalata ahorra el 74% de energía que se utiliza para fabricarlas a partir de materias primas.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *