La normativa europea exigía a España reutilizar y reciclar el 50% de los residuos municipales en 2020, un objetivo que los denunciantes aseguran que no se va a cumplir tras conocerse los datos oficiales de 2018, que lo sitúan en el 35%.

Denuncian a España por incumplir los objetivos de reutilización y reciclaje

Un total de 16 organizaciones sociales y medioambientales, tanto de ámbito estatal como territorial, han denunciado al Estado español ante la Comisión Europea por el incumplimiento del objetivo de reutilización y reciclaje del 50% para 2020 marcado por la Unión Europea.

Representantes de las entidades denunciantes -entre las que están Greenpeace, Amigos de la Tierra o Ecologistas en Acción- han afirmado esta mañana en rueda de prensa que este nuevo paso viene motivado «tras años y años de políticas erráticas, porcentajes de recogida selectiva y reciclaje estancados y total desinterés para fomentar la prevención y la reutilización«.

“Todas las prospecciones sobre la preparación para la reutilización y reciclaje en 2020 obligan a pensar que en el Estado español no se cumplirán los objetivos establecidos por la Directiva 2008/98/CE”, reza la denuncia presentada por este grupo de colectivos.

Según los últimos datos presentados por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, el reciclaje de residuos municipales en España se situaba en el 35% en 2018. Y, no solo esta insuficiente cifra ha empeorado en los últimos años, sino que además España no ha puesto en marcha ninguna de las políticas que la Comisión le ha ido recomendando en los últimos años para llegar al objetivo del 50% en 2020.

“El incumplimiento resulta más que evidente y es un síntoma claro de la ineficiente gestión de los residuos en España”, han sentenciado los denunciantes.

Adriana Espinosa, de Amigos de la Tierra, ha lamentado que España siga «a la cola de Europa en gestión de residuos», y ha reclamado la necesidad de impulsar una serie de medidas que ayuden a impulsar la prevención, la recogida selectiva de materia orgánica, el cumplimiento íntegro de la responsabilidad ampliada del productor y la implantación de sistemas de depósito, devolución y retorno (SDDR) para los residuos de envases.

Efectos en la industria del reciclaje

También Julio Barea, responsable de Campaña de Greenpeace, ha defendido la necesidad de apostar por el SDDR, un sistema que «no es la panacea, pero es imprescindible para volver a reutilizar los envases». Barea también ha apuntado que el propio sector del reciclaje está acusando la baja calidad de los materiales recuperados en sus instalaciones. «Con el actual modelo de gestión de residuos están perdiendo dinero, hay empresas que están cerrando», ha asegurado.

Por su parte, Rosa García, directora de Rezero, ha recordado además que bajo el futuro sistema armonizado único de estadísticas de gestión de residuos que la UE quiere implantar en todos los Estados miembros, «las cifras de reciclaje serán aún más bajas» que las que manejamos actualmente. García también ha lamentado que en el borrador de la nueva ley de residuos, actualmente en tramitación, «no se contempla la reutilización, pese a que está por encima del reciclaje en la jerarquía europea de residuos«.

En la lista de firmantes de la denuncia se aúnan entidades de distintos perfiles y ámbitos, como la principales ONG ambientales del estado, pero también organizaciones de diferentes territorios como Baleares, Navarra, Euskadi, Catalunya, Canarias o Galicia.

En su denuncia, más allá de solicitar que la Comisión Europea admita a trámite su reivindicación -cosa que ya ha hecho-, las entidades demandan un cambio de rumbo inmediato por parte de la vicepresidenta y ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, principal responsable dentro del Ejecutivo español. Para las denunciantes, este giro de 180 grados pasa por trasponer las nuevas Directivas de residuos a través de una nueva Ley de Residuos participativa y ambiciosa, con herramientas que aseguren el cumplimiento obligatorio de los nuevos objetivos de reutilización y reciclaje.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *