La valorización y reutilización de residuos en sus distintas áreas de actividad son algunas de las iniciativas de la compañía valoradas para otorgar la certificación.

Acciona obtiene la certificación de AENOR por su estrategia de economía circular
Planta de biomasa operada por Acciona

Acciona ha sido la primera empresa de infraestructuras y energías renovables en conseguir la certificación de “Estrategia de Economía Circular” de AENOR. Esta certificación refrenda el compromiso de la compañía con la economía circular, que se basa en extender el ciclo de vida de los productos, reducir el consumo de recursos y materias primas y minimizar la generación de residuos.

La auditoría llevada a cabo por AENOR ha certificado que Acciona aplica criterios de promoción de la economía circular a toda su organización, así como a su cadena de valor y suministro, lo que se traduce en iniciativas concretas orientadas a valorizar subproductos en todas sus áreas de negocio.

Un ejemplo es la tasa de reutilización de los residuos de la división de Energía de Acciona, que supera el 90%. Entre los usos de estos residuos destaca el empleo de las escorias y cenizas generadas por sus plantas de biomasa para a usos agrícolas, recuperación de suelos degradados o como ingrediente para la fabricación de clinker (principal componente del cemento) bajo en carbono.

Otra de las iniciativas orientadas a este objetivo en el área de Infraestructuras es el uso de materiales de excavación para la restauración futura de la cantera de El Estellín (Asturias) o el empleo de áridos reciclados en la obra UTE Metro Conexión en Málaga, que evitaron la extracción de más de 10.400 toneladas de material natural de cantera.

En el proceso de certificación para la obtención de este certificado, Acciona ha trabajado de la mano de la consultora Factor Ideas for change. En el transcurso de la auditoría, se verificó la contribución de la estrategia de la compañía a los principios internacionales de economía circular. En ese sentido, se confirmó que en particular contribuyen a los principios relativos a Regenerar (Regenerate), Compartir (Share), Optimizar (Optimise), Bucle (Loop), Virtualizar (Virtualise), Intercambiar (Exchange), sin descuidar la innovación.

Los pilares del modelo de certificación de AENOR son la gestión empresarial bajo una premisa de mejora continua; la capacidad del modelo para identificar prioridades, con información interna y de los stakeholders; el alineamiento de las acciones a realizar y su contribución a los principios de economía circular; y, finalmente, la demostración, gracias a la declaración de verificación, que dichas medidas y logros cumplen con estos principios.

Deje una respuesta

Queremos saber si no eres un bot *